Las precauciones de tener un parto en el agua ¡Tome nota!


parto en el agua

Si usted está embarazada y piensa en un nacimiento diferente es preciso que conozca las precauciones de tener un parto en el agua. Para ello hable con su médico.

Debe saber si este es un servicio que le pueden ofrecer en un centro hospitalario o si debe buscar a una partera para que le ayude al respecto. Si el parto en el agua no se realiza en el centro de maternidad puede que tenga que hacerlo en casa.

Para tener un parto en el agua

Independientemente de dónde usted decida que se produzca la llegada de su bebe, para tener un parto en el agua usted debe hacer preguntas acerca de cómo será el trabajo y el nacimiento.

Cosas a tener en cuenta:

  • Tener a una persona experimentada, con licencia de atención médica profesional con respaldo médico para ayudarle a través del trabajo de parto.
  • Asegurarse de que la bañera esté limpia y cumpla con los estándares adecuados para el nacimiento del bebé.
  • Verificar que las medidas de control de infecciones están en su lugar adecuado.
  • Usted y su bebé están siendo supervisados correctamente mientras están en la bañera.
  • Hay un plan para salir de la bañera tan pronto su médico, enfermera o partera dice que es hora.
  • La temperatura del agua está bien regulada.
  • Beber agua durante el parto para evitar la deshidratación.
  • Entrar en un baño caliente demasiado pronto podría retrasar su trabajo de parto.
tener un parto en el agua
Lo recomendable es que consulte con su médico sobre las probabilidades de tener un parto en el agua.

Algunos de los riesgos que podrían ocurrir mientras tiene un parto en el agua:

  • Usted o su bebé podría contraer una infección.
  • El cordón umbilical se parta antes de que su bebé salga del agua.
  • La temperatura corporal de su bebé podría ser demasiado alta o demasiado baja.
  • Su bebé podría respirar en el agua del baño.
  • Su bebé podría tener convulsiones o no ser capaz de respirar.

“Es importante hacer hincapié en que tener un parto en el agua no es algo ‘raro’. Pero el ahogamiento del bebé puede ser uno de los resultados más graves”, dice el doctor Jeffrey Ecker.

Algunas consideraciones

Tener un parto en el agua significa que llevará parte del trabajo, el nacimiento, o ambas cosas, dentro de una piscina o bañera con agua tibia.

En los EEUU, algunos centros de maternidad y hospitales ofrecen dar a luz en el agua. Los centros de parto son las instalaciones médicas que ofrecen un ambiente más hogareño que un hospital y opciones más naturales para las mujeres que tienen bebés. El uso de una piscina de parto durante la primera etapa del nacimiento podría:

El Colegio Americano de Obstetras y Ginecólogos (ACOG), que establece las directrices para la atención del embarazo y el parto en los EEUU, dice que un nacimiento de agua durante la primera etapa de dar a luz puede tener algunos beneficios, pero la entrega de su bebé debe ser considerada como un procedimiento experimental con riesgos. La primera etapa es de cuando las contracciones comienzan hasta que su cuello uterino está completamente dilatado.

Los estudios demuestran que un parto en el agua durante la primera etapa, no mejora los resultados médicos o los de su bebé.

Un baño caliente puede ayudar a relajarse y ayudarle a sentirse más en control. Flotando en el agua ayuda a moverse con mayor facilidad que en la cama, también.


¿Que te pareció?

Me Gusta Me Gusta
0
Me Gusta
Me encanta Me encanta
0
Me encanta
Me divierte Me divierte
0
Me divierte
Me asombra Me asombra
0
Me asombra
Me entristece Me entristece
0
Me entristece
Me enoja Me enoja
0
Me enoja

log in

reset password

Back to
log in